ME GUSTA

¿Cómo usar separadores de escenas?


Cuando cambiamos de escena dentro de un capítulo de nuestra novela o relato, podemos optar por colocar un espacio doble (o triple) o colocar un número o símbolo separador. Es la forma de hacer el equivalente a un cambio de plano de cámara de una película, el tránsito espacial y/o temporal entre dos momentos diferenciados entre sí pero que pertenecen al mismo capítulo.


Trataré de aclarar, a quienes aún no lo sepan, cuando usar uno u otro.

Sobra decir que cada historia se divide en capítulos, cada uno de los cuales tiene su acción diferenciada con respecto a los demás. Es decir, cada capítulo es un punto de acción, sumando todos esos puntos, obtendremos la historia completa de la novela o relato.

Dentro de cada capítulo existe una variedad infinita de escenas, cada una de ellas muestra un instante o punto de vista de los protagonistas o secundarios de la historia. Lo habitual es que las escenas sean correlativas en tiempo y que se ejecuten dentro del mismo ámbito espacial. Claro que puede haber excepciones, y aquí entran en juego los separadores.

Cuando hay un lapsus de tiempo y/o de espacio pero continuamos con los mismos protagonistas de la escena, colocaremos un doble (o triple) espacio diferenciador. Ej.:


Cuando el lapsus de tiempo es muy grande (un día o más) o cambiamos de plano para dar paso a otros protagonistas que realizan su parte de acción en otro lugar, es más conveniente recurrir al corte con separador o número. Ej.:


Como en todas las reglas (literarias o no) existen excepciones, además del criterio propio de cada escritor. Daos cuenta de que estos cortes no afectan al ritmo narrativo pero sí ayudan al lector a comprender que deben transportar su mente hacia otro lugar o momento. Darles esas pistas a vuestros lectores es algo voluntario; podéis escribir de forma continuada y que ellos comprendan y asimilen esos cortes por sí solos, en función de la información que les deis durante la narración.

¿Se puede colocar un número o marca separadora aunque sigamos con los mismo personajes? Sí que se puede, sobre todo cuando ha pasado un tiempo largo o cuando el protagonista ha pasado de repente a otro lugar.

¿Se puede colocar un espacio en lugar de número o marca separadora aunque pasemos a otros protagonistas? Aquí la cosa es más compleja, ya que se permite hacerlo cuando el párrafo comience explicando que nos hallamos en presencia de otros protagonistas, informando al lector de antemano que ya no contemplamos la acción de los anteriores.

Espero haberos ayudado, recordad que tenéis más artículos de formación aquí.

Comentarios

  1. Hasta ahora he utilizado lo de los dos espacios, pero después de leer esto me veo en la obligación de darle un repaso a la novela que estoy tratando de sacar adelante.

    Gracias por compartir tus conocimientos de manera altruista.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a ti por el comentario. Hay libros donde no hay separadores de número o símbolo, pero es porque ordenan los capítulos de modo que no se producen grandes saltos en el tiempo o no pasan de la acción de unos personajes a otros dentro del mismo. Un saludo.

      Eliminar

Publicar un comentario